Lo que no te dije, Belén

Hace dos años ya que me divorcié de Gretel. A ella la conocí en mis años universitarios y nunca pensé que aquella rubia que ingresaba a la clase de antropología sería mi esposa. Venía saliendo de una relación con Belén, quien era el amor de mi vida y dejé ir esa tarde de abril. Ella…

Tenerte presente

Tenerte Estar en ti, contigo, contando latidos. Tenerte tendido al lado mío. Te vas y te quiero. Te quedas, te miro. Tu boca y sonrío. Al fin te despido y te pido otro día, otra noche en mi almohada, que me habla de ti.   Tibia agonía Tímida, se mezcla, esta tibia agonía con la…

Aún guardo cogollos con tu nombre

Aún guardo cogollos con tu nombre. No sé su procedencia ni su raza poco importan: huelen a planta y fascinación. Los muelo y enrolo con cuidado filtro de cartón para que nada se pierda   (Y para que no te quemes la boquita)   Armo el pitillo más hermoso y suavemente escribo en él tu…

Ruptura

Violeta Feroz: Macarena, 23 años. Pedagoga, investigadora y estudiante de magíster. Escribo para soñar y deleitar mis pensamientos.

Tu vida optimista

Flotaba

Su ombligo tragaba el frío del resto de su cuerpo, El lago impresionado, Su sustancia es comestible, Escucho su convicción inalterable, Esparce lluvia hacia todos lados, La satisfacción es su medio relumbrante…

Te recordaré

Mi niñita era buena alumna, tenía buenas amigas, un gran futuro por delante. “Ya está grande”, pensé, “tengo que dejarla recorrer el mundo sola, que tenga experiencias”. No creí que nada le fuera a pasar. Debí ir a buscarla cuando me dijo que se les hizo tarde, ¡si hasta el pololo la fue a dejar al paradero! Pobre cabro, me tocó darle las malas noticias, viera usted cómo lloraba, cómo me pedía perdón “Perdóneme tía, debería haberla dejado en la puerta de la casa, debería haberle insistido una vez más que se fuera en Uber, es mi culpa, solo mi culpa, perdóneme tía, ¡yo le quité a su niñita! perdóneme por favor”.

Ruleta

Clemm Abader. Es una escritora emergente y autodidacta. Con un gran amor por la fotografía y literatura.

Zona de encuentro

Tomé asiento en una de las tantas butacas ubicadas en la platea baja. Tuve la suerte de quedar justo al medio de la fila, y de que la persona sentada frente a mí no era lo suficientemente alta como para taparme el escenario, cosa extraña ya que,con mi metro sesenta y cinco de altura, era bastante fácil obstaculizarme la vista.

Relicario

Sobre el autor Julio Alberto Rodajo Ureta: Nacido en Santiago de Chile el año 1994. Vivo en la comuna de Peñaflor. Y soy egresado de Licenciatura en Lengua y Literatura de la Universidad Alberto Hurtado. He colaborado para un par de antologías. En 2016 y 2017, he llevado acabo mi propia revista de arte y literatura, bajo el nombre de Kaydara, la cual vio nacer tres números. Fui panelista de la primera temporada del programa de radio En busca del tiempo perdido, junto a Miguel Suazo y Joaquín Pérez. Este año viajé a Segovia, bajo el marco del Congreso internacional de Literatura y Ecocrítica, para presentar un capítulo de mi tesis sobre Efraín Barquero.

(Toc-toc ¿quién es?)

Clemm Abader. Una escritora emergente y autodidacta. Con un gran amor por la fotografía y literatura.